La construcción no para de evolucionar con el paso del tiempo, y últimamente está innovando a pasos agigantados. Cada día se incorporan materiales novedosos a la vez que técnicas que mejoran la calidad de las mismas, y que tratan sobre todo de aportar una mejor calidad de vida a las personas. También apuestan por la eficiencia energética, la sostenibilidad, y como no, el mantenimiento del medio ambiente. De este tipo de investigaciones de nuevos tipos de aislamientos nace la iniciativa de Aislanat, la cual lleva a cabo materiales reciclados.

Se trata de un negocio líder en este tipo de aislamiento ecológico, que ofrece productos de calidad para gestionar un proyecto que crea no sólo valor para la empresa, sino también para la sociedad.

Aslanat nace en el año 2011 tras la idea de dos hermanos, Julen e Iñigo, que tenían ya una experiencia de más de una década en este sector de los materiales reciclados y ecológicos para la construcción. No dudaron en buscar un material que tuviera carácter aislante, sencillo de aplicar y limpio. El material seleccionado se compone de un aislante de celulosa, que se realiza partiendo del papel de periódico reciclado y que es totalmente natural. Este material se caracteriza por ser además térmico y acústico; con el añadido de poseer una serie de propiedades antifúngicas e ignífugas. Todo ello resaltando que no genera desechos durante su producción y que su aplicación es reciclable.

Desde el punto de vista de las líneas de crédito que se pueden obtener, destacamos que la entidad de Banca Ética Fiare dispone de unas muy interesantes para cualquier persona que se decida por este material tan novedoso en el mercado, y que promete ser el futuro en lo que se refiere a este mundo tan competitivo.

Share This